La tormenta que precede a la calma

La tormenta

que procede a la calma

siempre ha estado muy mal vista

con lo que me gusta la humedad

y los truenos

entre tus brazos.

 

Hoy me siento lluvia

porque caigo me elevo sin notarme y vuelo

porque me dejo mecer con el aire

y me importa un bledo donde termine mi camino

porque todo lo dejaré húmedo y sin importarme.

 

Juguemos a hacer bueno

todo lo que un día nos dijeron que era triste.

Juguemos a llenar de besos

todas aquellas metáforas

que aprendimos que dolían.

Juguemos a hacerlas felices

y aunque sea hoy y ahora

démosle un sueño de felicidad.

 

Hoy todo es suave,

hoy todo es bueno.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s